Time's Up!

Adivina quién ha venido a cenar esta noche

Time’s Up es un divertido y rápido juego de ingenio

Coge una carta y consigue que tu equipo adivine el personaje escrito en ella antes de que termine el tiempo usando solo el poder de la palabra. Time’s Up es un juego de cartas rápido y divertido para cualquier edad, perfecto para la sobremesa o las tardes de juego en familia ya que pueden jugarlo de 4 a 12 personas.

Time’s Up se juega en tres fases. En la primera cada jugador, en su turno, da las pistas para que los miembros de su equipo acierten los personajes. Los equipos estarán compuestos preferentemente por dos jugadores, que van cambiando los roles de dar pistas y tratar de adivinar. Una vez que se hayan jugado todas las cartas del mazo la primera fase habrá terminado y cada equipo obtiene un punto por cada carta adivinada. Al comienzo de la segunda fase de Time’s Up el mazo de cartas de personaje se baraja y se van jugando de nuevo, una a una. Con una diferencia, ahora la persona que explica la carta solo puede decir una palabra. Una nada más. El que adivina puede pasar si no tiene clara la respuesta aunque, si ha permanecido atento a la primera fase del juego, es sencillo que identifique a los personajes con mayor facilidad.

Time’s Up es un juego adictivo que te mantiene pendiente de la partida de principio a fin, no solo cuando te toque jugar sino en el turno de los rivales. De ese modo, si en la siguiente fase te toca una carta que ellos han jugado podrás reconocerla con mayor facilidad. Esto es especialmente valioso en la tercera y última fase del juego. Ya te has llevado puntos por acertar cartas en la primera y en la segunda fase. Con más palabras o menos, pero dando alguna pista. Pues bien, eso se acabó. En la última y definitiva fase de Time’s Up la arena del reloj sigue bajando, implacable, mientras tú tratas de que tu equipo adivine el personaje… pero esta vez sin decir ni una palabra, solamente con gestos. Gesticulación, imitación, contorsionismo para imitar la forma de las letras… lo que quieras pero sin decir ni una palabra. Eso si, ahora no solo puede pasar el jugador que adivina sino también el que da las pistas. Y es que no siempre una imagen vale más que mil palabras.

Al término de las tres fases de Time’s Up se suman las puntuaciones, y el equipo que haya cosechado más éxitos se alza con la victoria. Es un juego adictivo, no podrás jugar una sola partida. Además tiene distintas versiones que puedes jugar solas o combinar. Como las líneas Time’s Up Party, Time’s Up Family y Time’s Up Kids, disponibles en cajas de distintos colores cada una de las cuales con nuevas cartas y totalmente autojugables. ¿Serás capaz de adivinar el personaje antes de que acabe el tiempo? Time’s Up pone a prueba tus conocimientos, tu memoria y tu ingenio. El tuyo y el de toda la familia.